domingo, 3 de mayo de 2009

XV Congreso Nacional De La Cocina De Autor (Restaurante Marqués de Riscal) (Elciego - Álava)



Post 4/8

Por Cavatappi

Tras una hora de viaje y contemplando el bello y agreste paisaje de la Rioja Alavesa tras el cristal del bus, llegamos a las bodegas Marqués de Riscal (http://www.marquesderiscal.com/).

En el pequeño pueblo alavés de Elciego, donde se ubican desde 1860 las bodegas, Frank Gehry ha diseñado un edificio con su seña de identidad: el revestimiento exterior de titanio de formas ondulantes.

Recuerda en más pequeño a su edificio estrella, el museo Guggenheim de Bilbao (http://www.guggenheim-bilbao.es/), pero esta vez Frank Gehry ha dotado a su metal-icono de los colores propios de la tierra y de la empresa: titanio rosa (en alusión al vino tinto), oro (la malla que cubre las botellas de Riscal) y plata (la cápsula que cubre el tapón de corcho). Ha intentado que el edificio parezca que esté "flotando en medio de los viñedos", a la vez que se respetaba el entorno.

El edificio alberga un exclusivo hotel de catorce habitaciones, que gestiona la cadena estadounidense Starwood (http://www.starwoodhotels.com/), propietaria en España del Palace madrileño entre otros.

A estos lujosos cuartos se han añadido otros 29 más dentro de un edificio anexo, al objeto de rentabilizar la inversión.

En total, incluyendo la renovación de la bodega, que cuenta ahora con un botellero para cuatro millones de botellas, el proyecto ha costado setenta millones de euros (6 de ellos los cobró el muchacho de Canadá por el diseño).

El hotel incluye un "spa", del que se ha hecho cargo la casa francesa Caudalie (http://www.caudalie.com/), que basa sus tratamientos en el vino y sus derivados.

Cuenta además con un restaurante a cargo del más afamado cocinero riojano del momento, Francis Paniego, que ha delegado la función de responsable en José Ramón Piñeiro, natural de Cedeira (La Coruña).

Una vez dentro del complejo se nos invita a pasar a un ala de la terraza y poder tomar un aperitivo contemplando las vistas de las antiguas bodegas.

Nos ofrecieron una teja de semillas con pipas, calabaza y sésamo, unas patatas chips violetas y una tosta de queso de cabra, miel de Ezcaray y cebollino, que hemos alternado con un champagne Laurent Perrier Brut L.P. (http://www.laurent-perrier.fr/).

Como soplaba un poco viento de cara, me dediqué a husmear con las manos en el bolso por los salones, pasillos, cocina, corredor de la cocina etc. (para no aburrirme vaya). Por cierto, 15.00 horas de un miércoles a mediodía y sólo había en el complejo una mesa de 4 comensales comiendo (además de la nuestra), con 25 empleados en plantilla. Lo comento por que me llamó la atención, para que luego digan otros ...

Una vez sentados a la mesa, a la cual se sumó el gerente del complejo, degustamos lo siguiente:

-Un poco de aceite Dauro de AUBOCASSA (http://www.roda.es/), para mojar pan, que por cierto, no está al nivel del almuerzo.

-Cuajada de foie gras con caviar de vino tinto:

Un trazo de jarabe de vino tinto, la cuajada de foie de sabor intenso, un crujiente de pan, gomasio, el caviar (perlas de Japón enriquecidas con vino tinto), y unas hojas de rúcula. Muy bueno

-Nuestras Croquetas:

Muy cremosas y suaves, justa y merecida fama.

-Tartar de tomate con cigala y ajoblanco:

Muy refrescante y pronunciado el sabor del ajoblanco. Rico

-Espárragos naturales con mahonesa de perrechicos:

Espárrago cocido en su punto, ligeramente albardado por una hoja bric y que acompaña la mahonesa con sabor a espárrago y unos perrechicos crudos alrededor, pizca de pulpa de corazón de tomate, una línea de aceite, y el perejil que redodean el toque a campo del plato. Muy bueno.

-Merluza a la romana confitada a 45º sobre pimientos verdes asados y sopa de arroz:

Un trozo de lomo de merluza (sin falda), frita, poco hecha, el cuadrado de pimiento como guarnición y la sopa de arroz de fondo de plato. Para mi gusto le faltaban unas escamas de sal a la merluza (tengo el punto alto), pero al tomar con la sopa apenas se notaba. Sea como fuere el plato soberbio.

-Albóndiga con trufa sobre parmentier de patata y aceite de oliva:

De sabor agradable y muy etérea en boca, daba la sensación de que le habían puesto una pizca de levadura a la carne antes de formarse, la cucharada de parmentier, el jugo de carne, y la lámina de trufa (falta de sabor y aroma), junto con unos vegetales. Bien.

-Tosta de queso de Cameros, con manzana Reineta y helado de Miel de Ezcaray:

Sobre una pincelada de caramelo unas láminas finas cuasi crujientes de manzana verde, alternadas con queso de Cameros y el helado de miel de acompañamiento, además de una línea con polvo de cacao. Rico.

Bodega: Comenzamos con el blanco Marqués de Riscal verdejo 2008, muy suave y ligero, continuamos alternando Marqués de Riscal reserva 2004 y el 150 aniversario 2001, más carnoso y complejo, bien ambos.

El cafetín, los dulces, las copas y el puro nos los brindaron en la última planta-mirador donde disponen de una sala perfectamente acondicionada (libros, manuscritos, volúmenes especiales y revistas varias) para el reposo y el sosiego de sus clientes.

Posteriormente, nos ofrecieron hacer un recorrido por parte de la bodega (la más antigua de La Rioja), donde pudimos comprobar la magnitud de ésta. Amplias e inmaculadas salas de fermentación donde el titanio da paso al aluminio, y magníficos calados donde el aluminio da paso a la madera (de roble americano, por cierto). El santa santorum de estas catacumbas labradas por 200 canteros gallegos hace ya más de 100 años es la catedral ,donde reposa la colección privada de vinos más importante del mundo con más de 130.000 botellas que atesoran todas las añadas desde 1862.

En definitiva, un viaje maravilloso, un almuerzo de nivel para un complejo único.

Los enochalados con posibles tienen aquí una visita imprescindible, y para el resto muy recomendable.

6 comentarios:

Tony dijo...

Una cosa está clara, visita pendiente a este sitio. En cunato pueda me escapo
por esas tierras, que sea dicho de paso, hace tiempo que no visito.

La verdad es que es bastante sorprendente lo de que solo hubiera una mesa más que la vuestra. Habría que saber si es que no admitían más mesas ese día (al contar con un grupo numeroso) o si por el contrario trabajan poco habitualmente.

Buen post Cavatappi (este y los demás) :)

Anónimo dijo...

Pues sí, efectivamente una mesa y la nuestra (14).Me dá que éste tipo de situaciones es frecuente en la hostelería actual, sean mesas de cubiertos de 60€/ cub. hacia arriba o hacia abajo.
Por otra parte, creo que donde realmente tiene tirón es en banquetes y celebraciones de alto nivel, aunque sea solo por el edificio, menudo marco.

Jorge Díez dijo...

Parece que una vez dentro la cosa cumple con las expectativas. La primavera pasada lo descarté ya desde su web y luego confirmé esa misma impresión al lado del sitio (tenía curiosidad por el edificio): restringen el acceso como si fuera la embajada USA. No me gusta esa manera de entender la exclusividad.

Claro que al final disfruté de la cocina de su "tutor" (Francis Paniego) y fue una experiencia deliciosa.

La zona merece la pena y se recorre muy bien.

compangu dijo...

¡¡¡Qué buen cocinero es Francis Paniego!!!

Y digo cocinero no ya por su destreza a los fogones (que seguro que no estaba en ellos el día que fuisteis), sino por los platos que inventa. Esa merluza la comí yo en EL PORTAL hace ya casi cinco años, y es magistral. Y el postre de queso de Cameros también me parece de un nivel altísimo.

Lo mejor: que este año vuelvo a Ezcaray. Ya estoy contando los días.

SIBARITASTUR dijo...

cavatappi, y cuanto costó el almuerzo en cuestión?

Cavatappi dijo...

Sibaritastur:
La comida en Marqués de Riscal, como las de gala (De Librije, Anatoly Komm,la que se celebró en Bodegas Campillo (me la salté),ponencias varias,campeonato de pinchos,Fiesta del bacalao, Fiesta de la chuleta, etc, forman parte de las actividades que me han correspondido como congresista (750 €+ iva) estancia e invitación a copas en disco tambien incluidas.
Un saludo